Cómo pintar muebles de madera

Pintar muebles de madera

Pintar muebles de madera es una de las formas más sencillas de renovar y actualizar cualquier vieja mesa, cómoda, armario o sillas que tengamos por casa. ¡Y es que solo cambiando de color, un mueble se convierte en otro radicalmente distinto!

La primera vez que uno se plantea pintar un mueble puede tener miedo de que sea complicado, o de que no quede bien, pero lo cierto es que la cuestión es ponerse. Con solo ser un poco meticuloso conseguirás darle a tu mobiliario recién pintado un toque súper profesional.

¿Vemos cómo hacerlo?

Se pueden pintar muebles de muchas formas y colores diferentes. Podemos pintar todo el mueble del mismo color, combinar dos colores, dejar una parte en su tono natural, o hasta hacer un estampado (aunque en eso no nos meteremos hoy). Pero hay una serie de pasos que son imprescindibles a la hora de aplicar pintura a los muebles de madera.

Lo primero es limpiar el mueble, para lo que basta con un paño húmedo. Si observas que el mueble tiene agujeritos o abolladuras, hay que corregirlas antes de pintar. Usa pasta de madera para cubrir esos defectos, y deja secar. Por último, lija suavemente.

¡Tu mueble está listo para ser pintado! Lo primero es aplicar una capa de imprimación, que ayudará a que después la pintura se fije bien. Se extiende igual que la pintura, con la brocha y cubriendo bien, y una vez seca, aplicamos el producto de acabado.

Cuando la capa de imprimación este completamente seca, vuelve a lijar, porque suelen quedar pequeños defectos como goteos y residuos.

Aplica la pintura base. Lo ideal es utilizar un rodillo de espuma para uso rápido, y después repasar con un pincel en ángulo de alta calidad para cubrir los ángulos, molduras, o lugares de difícil acceso. Deja secar.

Por último, aplica varias capas de pintura regular, dejando pasar al menos 8 horas entre capa y capa. Unos tres días después de esa última capa, puedes añadir una capa final de protección con poliuretano a base de agua, especialmente para superficies con mucho uso como puede ser el tablero de una mesa.

Como ves, lleva su tiempo, pero no tiene mucha complicación. ¡Basta con elegir el color deseado y ponerse a ello! Conseguirás un mueble que parecerá nuevo sin invertir casi ni un euro, y puedes atreverte con colores que es difícil encontrar en las tiendas.

¿Te animas a pintar tus muebles de madera de nuevos tonos?

Foto vía | Interior Fun

Add Your Comment

You must be logged in to post a comment.